Sabías que...

Agustinos


 

"Comunicación con Dios"

Durante el mes de abril estuvimos conociendo qué es y cómo viven los religiosos agustinos el voto de obediencia, así como antes habíamos visto los votos de castidad y de pobreza. A partir de hoy, nuestro apartado “Sabías que…”, tiene curiosidad por descubrir cómo se comunican los agustinos con Dios.  

Partimos de lo que ya conocemos de los agustinos quiénes, unidos en comunidad, el primer servicio que tienen que prestar a la Iglesia y a la humanidad, o sea, a ti que estás leyendo o escuchando esto, es ser testigos de la experiencia de su encuentro con Dios. Un encuentro que, como le ocurre a todo cristiano, solo es posible a través de Jesús.

Sí porque, como le sucedió también a Agustín, la figura de Cristo y las palabras de la Escritura son el lugar de esta experiencia personal, que ilumina las diversas circunstancias en que se desarrolla la vida de cada día.

Teniendo esto en cuenta, los agustinos que tú conoces deben fomentar el trato asiduo con Dios mediante la oración y la vida litúrgica. Esto exige fidelidad a los tiempos de oración, tanto personal como comunitaria. Y, sobre todo, beber en la fuente principal de toda la vida espiritual y apostólica, que son la celebración de los sacramentos.

Por eso, en las comunidades religiosas de los agustinos, el culto a Dios se expresa especialmente en la celebración de la Eucaristía y en la Liturgia de las Horas, conocido como rezo del breviario.

Y, para que la participación de todos los Hermanos y comunidades sea plena, consciente y activa, es bueno que un religioso de la misma cuide de la vida litúrgica de la comunidad.

 (Constituciones 80-83)