Día Internacional de Conmemoración de las Víctimas de Actos de Violencia motivado por la Religión o las Creencias

Publicado el 22/08/2022
Agustinos


"Ser capace de tener un diálogo intereligioso e intercultural"

Cada año, el día 22 de agosto, se celebra el Día Internacional de Conmemoración de las Víctimas de Actos de Violencia motivado por la Religión o las Creencias, gracias a un decreto establecido por la ONU en el año 2019.

El objetivo de la jornada es tomar conciencia de la violencia que se da en los pueblos, países o regiones del planeta, contra las personas por sus creencias religiosas. Asimismo, es un tiempo para dar la palabra a las víctimas y condenar dicha violencia.  

De acuerdo a lo establecido en el artículo n. 18 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos: “Toda persona tiene derecho a la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión; este derecho incluye la libertad de cambiar de religión o de creencia, así como la libertad de manifestar su religión o su creencia, individual y colectivamente, tanto en público como en privado, por la enseñanza, la práctica, el culto y la observancia”.

Casi todos los días escuchamos por los medios de comunicación cómo, en diversos lugares del mundo, se llevan a cabo verdaderos actos terroristas contra personas debido a la religión. En unos casos son discriminación, secuestros, torturas y, en otros, asesinatos individuales o colectivos con la quema o las bombas en los centros religiosos en horario de culto.  

Es cierto que los Estados tienen la primera responsabilidad de promover y proteger los derechos humanos, pero también es cierto que todos juntos tenemos que trabajar para aumentar los esfuerzos interreligiosos e interculturales y la educación en derechos humanos.

De esta manera seremos capaces de intercambiar ideas y tener un diálogo respetuoso intercultural y religioso de todos los habitantes de las distintas naciones del mundo y lucharemos contra los incidentes de intolerancia, discriminación y violencia que se dan contra personas sobre la base de una religión o una creencia.