Día Internacional de la Alfabetización

Publicado el 08/09/2022
Agustinos


"Transformar los espacios de aprendizaje de la alfabetización"

Desde el año 1967, en que lo decretó las Naciones Unidas, se celebra en todo el mundo, el 8 de septiembre de cada año, el Día Internacional de la Alfabetización.

Lo que se busca con la celebración de este día es: 

  • Evaluar cómo ha mejorado la tasa de alfabetización de los países miembros de la ONU.
  • Recordar la importancia de la alfabetización como factor de dignidad y de derechos humanos.
  • Lograr avances en la agenda de alfabetización con miras a una sociedad más instruida y sostenible.

Es bueno no perder de vista que, a pesar de los logros conseguidos, todavía hay trabajo que hacer, pues existen casi 800 millones de adultos en el mundo que no saben, hoy en día, leer y escribir.

En los primeros cincuenta años de esta celebración, solo se evaluaba la cantidad de personas que sabían leer y escribir, dentro del territorio nacional de cada país. A partir del año 2017, también se tiene en cuenta quién posee alfabetización digital, quién tiene la capacidad para entender y usar las nuevas tecnologías de comunicación: INTERNET.

Si en el año 2021 el tema o lema de este día fue "Alfabetización para una recuperación centrada en las personas: reducir la brecha digital"; este año 2022 el tema está centrado en “Transformar los espacios de aprendizaje de la alfabetización”.

Con este lema se pretende repensar los espacios de aprendizaje para garantizar una educación de calidad, igualitaria e inclusiva. Porque, como ya sabemos todos, la educación debe ser la base de una sociedad justa e igualitaria, que ayude a que las personas se emancipen y sean autónomas.

Las nuevas estrategias de alfabetización para los jóvenes y adultos de acuerdo a la UNESCO, para el período 2020-2025 fue aprobado el 14 de noviembre de 2019 en una Conferencia General de la UNESCO. En esta reunión se establecieron cuatros aspectos importantes a tratar como son:

  • Elaborar políticas y estrategias de alfabetización.
  • Tener en cuenta las necesidades de los grupos menos favorecidos, dándole mayor relevancia a las mujeres y niñas.
  • Valerse de las tecnologías digitales para lograr un mayor y mejor resultado en la enseñanza y el aprendizaje.
  • Hacer seguimiento través del monitoreo y evaluación tanto de las competencias como de los programas puestos en práctica para la alfabetización de jóvenes y adultos.